Bitácora de Sergi Bellver: Cierre de convocatoria del I Premio de Relato mínimo Diomedea.

10/12/07

Cierre de convocatoria del I Premio de Relato mínimo Diomedea.

Desde este mismo instante (son exactamente las 14 horas en zona GMT +1.00), se cierra el plazo de admisión de trabajos para el I Premio de Relato mínimo Diomedea. El fallo se publicará aquí, a la misma hora del próximo viernes, día 14. Muchas gracias a todos los que han participado en esta iniciativa, por su tiempo y su esfuerzo, y también a todas aquellas personas que la han apoyado, difundido o han colaborado y colaboran de algún modo con su organización. El éxito de esta primera convocatoria no radica en su difusión ―discreta, por ahora, con unos 60 relatos―, sino en la calidad de buena parte de los textos recibidos, que le va a complicar las cosas al jurado y a sus asesores ―escritores, profesores de escritura creativa, pero sobre todo cuentistas―. Algún grado de subjetividad es siempre inevitable, y tratar de complacer a todo el mundo no sólo es imposible sino que resultaría sospechoso. Sólo importa la calidad literaria de vuestros relatos, tanto si vinieron de un profesional como de un principiante ―que de todo ha habido―. En todo momento se valorarán esos textos con honestidad, y como muestra de ello baste decir que tras la penúltima selección ―a cargo de quien suscribe, el administrador de esta bitácora― se va a establecer un grupo de doce relatos candidatos, y que éstos se leerán y votarán de manera anónima, sin que el resto del jurado ―compuesto por tres, cinco o siete miembros, un número siempre impar para evitar posibles empates― conozca la autoría de cada trabajo. Todos los relatos que se reciban desde este momento pasarán de manera automática a participar en la segunda edición del premio, cuyas bases se han actualizado y publicado en la entrada anterior, con algunas novedades. Las más destacadas son un mejor funcionamiento del sistema de registro y la dotación del premio ―un tercer libro en el lote del ganador―, que también abarcará los dos relatos finalistas, con un ejemplar de Mujer con perro sobre fondo blanco, de Alfonso Fernández Burgos (Gens, 2006) para cada uno. Para celebrar el estreno del certamen, y, claro, para sentirnos un poco menos culpables por tener que decidir sólo un ganador entre tres buenos cuentos, este punto afectará también a los dos finalistas de la primera edición.

*

Y hablando de premios, quedan exactamente cinco horas para la celebración en París del acto en el que se fallarán los premios Juan Rulfo 2007 de cuento y novela, que convocan cada año Radio France Internationale, el Instituto de México, el Instituto Cervantes, la Casa de América Latina, el Colegio de España y Le Monde Diplomatique (España). El de cuento de este año va a ser más que merecido, pero mis labios están sellados hasta entonces... tic-tac tic-tac tic-tac...

3 comentarios:

manuespada dijo...

Totalmente de acuerdo, más que merecido.

Anónimo dijo...

honestidad

un criterío necesario

enhorabuena

Raquel dijo...

Pues nada, felicitaremos a Ignacio. Disfruté como una enana con su Ceremonias de Interior. Desde luego que es un premio muy merecido.

Un beso,
Raquel